sso

Una forma rápida de aumentar su energía y sentirse más jóven

Muchos de nosotros esperamos que llegue la primavera, cuando los rayos de sol empiezan a ahuyentar los fríos días de invierno y darnos energía…Pero no tienes porque esperar a la primavera para sentirte con energía.

La solución consiste en un zumo de verduras de hoja verde. ¿Crees que no va a surgir efecto? Eso no es cierto. Echa un vistazo a todos los beneficios de beber zumo de verduras de hoja verde:

1.     Mejora tu nivel de energía

2.     Ayuda a tu estado de ánimo y a disminuir el nivel de estrés, tensión y depresión de invierno

3.     Mejora la concentración y aumenta el rendimiento mental

4.     Ayuda a conciliar el sueño y mejorar su calidad

…Y ayuda a prevenir el cáncer, nos protege contra la degeneración macular y otras enfermedades de los ojos, la reducción de la inflamación en todo el cuerpo… ¡y puede prolongar la vida! El zumo fresco de verduras de hoja verde contiene nutrientes importantes para el cuerpo, incluida la clorofila, vitaminas y una amplia gama de nutrientes en sus formas naturales. Otro beneficio es que el consumo de zumo de frutas de hoja verde puede reducir las arrugas y dar brillo a la piel.

odšťavňování listové zeleniny
odšťavňování listové zeleniny

¿Cómo conseguir zumo de verduras de hoja verde?

Seamos honestos, este zumo tiene de un color poco atractivo y no puede parecer apetecible. Así que ¿cómo empezar? Lo más importante es saber que no es necesario beber el zumo de hoja verde por sí mismo. Todos los tipos de verduras de hoja verde pueden hacerse en zumo junto con las manzanas, las zanahorias o incluso con las peras. La clave es empezar poco a poco con una receta como esta:

·      1 zanahoria grande

·      2 peras

·      ½ limón

·      1 puñado de canónigos

Una vez que lo pruebes, verás que los canónigos es casi una adición sin sabor a tu zumo del día siguiente. Empieza con dos puñados y al día siguiente añádele uno más. Solo tienes que añadir todo lo que puedas al mismo tiempo y disfrutar el sabor de otros ingredientes.

Recomendamos los canónigos, como tu primer intento con verduras de hoja verde, debido a su sabor suave. También puedes añadir lechuga o espinacas, ya que no tienen sabor fuerte en una mezcla con zanahoria o manzana. ¿Y el limón? Un poco de zumo de limón puede mejorar el sabor radicalmente, sobre todo con verduras más amargas. También puedes añadir un poco de jengibre fresco para equilibrar cualquier amargura y conseguir el gran impulso de inmunidad que el jengibre ofrece. ¡No tengas miedo de experimentar con diferentes combinaciones

Publicado: 3. Marzo 2016
###message